consejos para un CV perfecto

7 consejos para un Curriculum Vitae perfecto

Curriculum Vitae puede venir de una lengua muerta como el latín (literalmente “carrera de la vida”), pero es una herramienta que hoy en día está más viva que nunca. Ya sea porque estás desempleado o porque buscas un puesto mejor, un currículo actualizado y que llame la atención es fundamental para que tu perfil destaque durante el proceso de selección y te ayude a diferenciarte del resto de candidatos.
En Internet o en el mismo Word puedes encontrar plantillas con las que crear un CV en pocos minutos. Como veremos, la estética es importante, pero lo que realmente llamará la atención del seleccionador es la información que incluyas. Así pues ¿qué debes poner y qué no en un curriculum?
A continuación encontrarás una serie de consejos que te ayudarán a conseguir un CV perfecto.

Cómo conseguir un Curriculum Vitae perfecto

1.- Debe estar actualizado. Desde tus datos personales, como correo electrónico o teléfono para que puedan contactarte los reclutadores, a tus estudios más recientes. Ya sean grados universitarios o cursos de idiomas demuestra que pese a estar desempleado no has estado ocioso o que, durante tus años de trabajo has seguido formándote y reciclándote.

2.-Debe ser organizado. Puedes crear un Curriculum Cronológico (de lo más reciente hacia atrás), un CV Funcional (donde la información irá por temas) o uno Combinado, pero la estructura ha de ser clara. Así el reclutador podrá ver de manera rápida aquello que busca. Deja claro qué puestos has desempeñado, en qué empresas y durante cuánto tiempo, al igual que dónde has estudiado, qué y cuándo.

3.- Debe ser conciso. Incluye solo datos relevantes de verdad y resume aquellos puntos profesionales o personales que realmente creas que te ayudarán a destacar. No cuentes los pormenores de tu día a día, plasma aquellos éxitos que hayas conseguido o las responsabilidades principales que hayas desempeñado. Así será más fácil que el encargado de recursos humanos se acuerde de ti y se haga una idea de quién eres.

4.-Debe ser personalizado. Como decíamos, en tu CV debes incluir solo aquella información que te ayude a destacar. Es básico que los datos estén relacionados con la vacante a la que postulas. Si la oferta pide experiencia en ingeniería, no es necesario incluir el verano en el que trabajaste de dependiente hace diez años.
Además, depende del ámbito en el que te muevas puede que esté mejor visto un CV tradicional (economía) o uno creativo (diseño), con links a tus redes sociales o blogs (comunicación).

5.-Debe estar cuidado. No hace falta ser un experto en informática o diseño gráfico para crear un currículo atractivo, solo prestar atención a los detalles. Repasa que no haya faltas, que pueda leerse con facilidad, que el correo electrónico sea profesional y, sobre todo, que la fotografía que añadas sea buena. Con esto no pedimos que te hagas una sesión fotográfica profesional, con que pongas una foto de carnet vale ya que lo importante es que esté actualizada, que aparezca tu rostro entero y que tus rasgos sean visibles e identificables. Por ejemplo, no pongas una foto tuya saliendo de fiesta o de hace quince años.
Si presentas el curriculum en papel vigila que esté bien impreso y que la hoja no esté ni manchada ni arrugada.
Otro aspecto importante es que el documento final que vayas a mandar sea compatible. Para ello te recomendamos que guardes el archivo como PDF y así podrá ser leído por todo el mundo.

6.-Debe ser veraz. Quizá esto suene a tontería, pero vale la pena destacarlo. Por mucho que quieras ese trabajo no mientas. Si te llaman para una entrevista se darán cuenta de todo y ya nunca volverán a contactarte, aunque sea para otra oferta para la que sí estás cualificado.

7.-Acompáñalo de una carta de motivación. Aquí podrás mostrarte más cercano y contar algunos detalles más personales que no aparezcan en tu currículum además de por qué quieres trabajar en la empresa y lo que puedes aportar al puesto. Incluso si la oferta no pide expresamente que adjuntes una carta de presentación es recomendable incluirla para que los reclutadores vean que estás realmente interesado en su oferta y que no estás enviando CVs sin ton ni son. No debe confundirse con el Portfolio, algo que se pide en muchas ofertas de empleo y que es una muestra de tu trabajo. En próximos artículos hablaremos también de cómo escribir una carta de presentación.

Conseguir un CV perfecto requiere tiempo y esfuerzo, pero vale la pena si quieres conseguir tu trabajo ideal. Puedes pedir consejo a amigos o familiares y cotillear en internet lo que hace otra gente, pero recuerda que al final el curriculum debe ser una representación honesta de ti y aquello que has conseguido en tu vida.

Noticias

Deja un comentario